Vuelta a los pueblitos 2016

Slider de Imágenes Z Blogger Hecho con JavaScript Aquí puedes poner el texto que quieras http://zblogger.blogspot.com

17 de Abril: Vuelta al Chachani

Este día empezó con una buena dosis de cólera, pues la movilidad que habíamos contratado para que nos lleve hasta Pampa Cañahuas no aparecía. Habíamos acordado que a las 6 am tenía que estar en nuestro punto de concentración para partir a las 6.30 am, pero eran las 7 de la mañana y el bus no aparecía....
Después de algunas llamadas y requintadas….. llegó el bus a las 7.10 am, al cual todos nos apresuramos a subir y acomodar las bicicletas.
Eran 7.30 am cuando iniciamos nuestra partida. Nos acomodamos 23 ciclistas, con sus respectivas bicicletas, en un bus con capacidad para 18 pasajeros, así que varios tuvimos que ir parados, pero igualmente lo disfrutamos con las ocurrencias que soltaba algún angelito.







Nos demoramos 2 horas en llegar hasta Pampa Cañahua, pues el peso de las bicicletas era de más de 300 kilos y el bus subía muy lento, a tal punto que un determinado momento se tuvo que parar para que no reventara motor, pues estaba sobrecalentado y no aceleraba.



Aquí Jaimito (a) Colibrí, haciéndose el payaso, queriendo empujar el bus para echarlo a andar, ya que estaba recalentado y no andaba ni "patrás", ni "palante"

La belleza del paisaje es espectacular, ya pasó la época de las lluvias y de la nevada en los volcanes, que nos dejó una linda vista, mucha satisfacción para los ojos.
Una vez en Pampa Cañahuas llegamos a las 9.30 am, nos encontramos con dos franceses que estaban apoyando al INRENA en el cuidado de las vicuñas, pues estos animalitos al asustarse cruzan intempestivamente la pista y son atropellados por los buses y camiones.








Luego de acomodar las bicicletas, colocar llantas, y hacer “pichi”, y de las fotos de rigor, pues como siempre los del Team Inter poseros se toman buen tiempo en fotos y más fotos, iniciamos el recorrido a las 10 am, habiendo acordado previamente que sólo haríamos 2 reagrupamientos y un descanso, pues queríamos recuperar el tiempo perdido desde nuestra salida.









Con los amigos franceses intercambiando e-mails



La larga serpiente de ciclistas partimos deseando no tener ningún inconveniente en el camino. Estábamos a algo más de 3,000 m.s.n.m y el aire es enrarecido. Por momentos me costaba respirar profundo, pero rápidamente nos adaptamos y pudimos disfrutar del paisaje que nos rodeaba y de las simpáticas vicuñas que se cruzaban delante nuestro, asustadas.
El camino tenía muchas zonas de agua, evidentemente, restos de las últimas lluvias que cayeron en el lugar y que se empozaron en forma de pequeños charcos.
La naturaleza es exquisita. A la derecha teníamos al Volcán Chachani en todo su esplendor, a nuestra izquierda toda la Pampa con sus vicuñas que nos miraban intrigadas y al frente, toda la majestuosidad del Volcán Misti.













Fue curioso que algunos de nosotros, que estábamos algo retrasados, disfrutamos de una sorpresiva lluvia refrescante, mientras que los que estuvieron por delante, ni se enteraron. Ya el cielo nos mostraba algunas nubes negras, pero no pensamos que iba a llover, aunque se escucharon algunos truenos lejanos. Sólo deseábamos que la lluvia no se prolongara para no tener ninguna complicación en el descenso.
A mitad del camino, en una hondonada tuvimos nuestro descanso donde pudimos acabar con todos los bocadillos que habíamos llevado: manzanas, plátanos, pasas, higos secos, galletas, chocolates, “sánguches” de queso, etc….. no quedó nada. Pasamos buen tiempo de descanso mientras esperábamos a un grupo de 8 ciclistas que faltaban, pues a uno de los compañeros se le rompió el asiento y hubo que hacer malabares para repararlo.




Luego de un buen y reparador descanso, con el Misti al frente, en nuestras narices, reiniciamos camino con destino al último reagrupamiento en las “Antenas”, antes de iniciar el largo descenso hacia Arequipa.










No soy el “Narrador de Cuentos”, por lo que no sabría cómo explicarles la sensación que teníamos en la bajada, tan sólo decirles que tal era nuestra velocidad que parecía que las piedras se hacían planas cuando pasábamos… no había tiempo de mirar y admirar el paisaje, pues teníamos que estar atentos al camino, ya que el mínimo error era una caída.
No obstante ello, tuvimos algunas aterrizadas, pues se cayó Elber el “Polquitos”, se cayó Johann, el “Hijo de Polquitos”, y se cayó Roberto el “Sapito”. También tuvimos varias llantas que pincharon o que mordieron al pasar sobre alguna piedra.

El es Johann Lazo, tiene 14 años de edad y siempre está a la altura de las circunstancias







Antes de agarrar la pista, decidimos bajar por uno de los cortes de DH. Pasamos el primero sin complicaciones, pero en el segundo….. casi se nos hace noche el día….. Por evitar caer en un pequeño surco dejado por la lluvia, nuestro compañero Walter desvió su bicicleta hacia la izquierda y cayó en otro surco más profundo donde se le plantó la bicicleta y salió despedido hacia adelante. Cayó de pecho privándose un poco de aire. Cuando nos acercamos, estaba doblado y con sangre en la cara, pensamos lo peor, pero gracias a Dios que sólo eran unas raspaduras.
Después del golpe pudo respirar lo que nos tranquilizó al saber que no tenía nada en las costillas, sólo el golpe.
Limpiamos las pequeñas heridas en su rostro, esperamos a que se repusiera, y con la adrenalina ya bajo cero, terminamos de bajar por Alto Cayma.






De los 23 ciclistas que hicimos la “Vuelta al Chachani”, 16 decidimos ir al restaurante “El Jijuna” a comer algo y tomar unas cervezas para terminar de calmar los nervios y dar paso a las bromas y lisuras que los muchachos del Team Inter saben hacer.















Walter se fue directamente a casa a reponerse de sus golpes y heridas y prepararse para el siguiente domingo.
Cuando estábamos por la calle Misti, en Yanahuara, Pedrito unos de los más experimentados ciclistas que hay en el Team, se cayó sobre la vereda más inverosímil, hasta ahora no sabe cómo ni por qué se cayó, pero fue el blanco de todas las bromas. Con el orgullo herido, se paró riéndose de él mismo....



EL PAISAJE
Esta es una muestra del paisaje y que no se compara en nada con los que hemos visto, es decir, las fotos no hacen justicia a lo que apreciaron nuestros ojos, pero esta muestra los podrá hacer imaginas las cosas bellas que vimos































Ven.... acompáñanos... y vive tu aventura...


Para contactarte con nosotros escribe a: teaminter1984@gmail.com

0 comentarios:

Publicar un comentario