Vuelta a los pueblitos 2016

Slider de Imágenes Z Blogger Hecho con JavaScript Aquí puedes poner el texto que quieras http://zblogger.blogspot.com

Yura - Volcan Nicholson - 25 Setiembre 2016

Saludos MTBikers:
                         Una ruta emocionante, nueva para casi todos, semi desierto, 80 km entre ida y vuelta. Una ruta para ir apenas que termina la temporada de lluvias, para encontrar las lomas pigmentadas de verde.
                           Eran las 07:40  de la mañana aproximadamente cuando veo que los compañeros de ruta ya habían salido, veo a Roberto, Alfredo volteando hacia la Av. Ejercito pasando la Clinica Arequipa,por lo que les sigo todo esa avenida que va hacia el aeropuerto, Cono Norte, Yura a donde nos dirigimos. Los amigos del grupo "Las Aguilas" y "Team 1:30" ya en sus puestos de partida se van agrupando para salir a sus respectivas rutas dominicales. Mas adelante me pasan Hans y compañía, llegamos a la avenida que es la continuación de la Av. Ejército por donde corría aguas negras, por lo que Walter, Aldo volteamos hacia la Av. Villa Hermosa para pedalear tranquilos rumbo arriba hasta la entrada a Zamácola para seguir con dirección al Cono Norte. El tránsito de  vehículos era pesado a esas horas, el sol mandando sus cálidos rayos, el asfalto adquiriendo temperaturas altas y asi llegamos a un paradero de buses en donde un buen grupo de bikers se estuvo avituallando para la ruta. El lugar era un caos, loquerío, personas subiendo, bajando, cruzando la avenida de un lado a otro, vehículos detenidos en lugar que mejor les parece, los camiones de carga pesada haciendo una fila interminable y por supuesto los vendedores de comidas, bebidas, bocadillos y otros haciendo su agosto... ¡Todo cuesta caro aquí!...me dice un compañero. De allí hasta Yura, en donde los primeros que llegaron ya estaban descansando a pierna suelta a la sombra de una casa. De ahí hasta la entrada hacia el volcán Nicholson, que para mí era desconocido. Todos ya habían partido, iban subiendo un cerro, solo quedaba allí Aldo, le pregunto por donde se va, me dice por la ladera, por un caminito, por lo que sigo, tuve que cargar la bici un pequeño tramo, mientras los demas habían llegado a la cima del cerro. Despues de cargar la cleta, sigo por un camino pedaleable arenoso que esta época está suelta, algunos obstáculos que se supera facilmente, caminos tipo canales talladas por el agua de la lluvia a travez de miles de años, por donde pasamos levantando, rodando con la llanta trasera, hasta que agarramos un hilera super pedaleable, gratificante,...¡Wouu!...¡ A despertar la adrenalina se dijo!. Hasta que se termina la diversión, ahora a bajar una bajada pedregosa, llena de corotillas, mientras tanto; mas adelante se ven a dos bikers que van superando una loma: eran José del Cid y Vito que ya habían llegado a la base del pequeño volcan. 
                                                   En tanto nosotros un tanto diseminado íbamos acercándonos al destino final pedaleable uno a uno. Vito y  José iban subiendo a la cima de esa montaña. Llegamos a una pequeña hondonada especie de una laguna seca, pues pienso que este probablemente sea el cráter. Los dos ciclistas ya habían llegado a la cima del cerro, se veía dos cactus  desde abajo en la cima del ese cerro. Nos preguntamos, que habrá allá arriba, por ahí escucho que el crater está allí, no me llam la atención, no pienso subir, porque me empezaba a dar molestia la rodilla que la traigo desde huno 15 dias, por loque prefiero quedarme. La mayoría que hemos llegado prefirieron ascender una cuesta de unos 300 metros llena de piedras. Mientras los que subían ya estuvieron en la mitad, yo iba camino a una pequeña, larga loma a ver que había atrás, todo era desierto, quebradas hondas, bajas, hasta que me topo con piedras peculiares, eran negras, rugosas, como estaría a medio quemar, por lo que me llamó la atención. Eran rocas tipo Piroclastos, muy propia de una erupción volcánica, no que yo sea un "geóloco", pero ví en un canal de Discovery Channel. Me decido a subir, no importa el dolor, mientras voy ascendiendo pienso en mis años idos y digo: en otros tiempos esto; me lo hubiera subido corriendo...¡Vaya!.... Los años pasan y pesan. Toda la ladera está "sembrado" de estas piedras, la cual dificulta subir y bajar, tambien la parte baja unos 300 a mas metros a la redonda. Desde lejos ese cerro se ve de color negro, pór las piedras que están a su alrededor y fácil de reconocer. Los de más ya llegaron, tambien voy llegando, encuentro a José sentado al lado dos catus que son como mudos guardianes del lugar hablando por su celular. Cuando llego a la cima me encuentro con una sorpresa agradable, un tanto espectacular: Un cráter redondo enorme de unos 200 o mas metros de circunferencia, la altura de unos 100 metros, el fondo de unos 50 metros... ¡Impresionante!            
                                       Estamos ligeramente al Nor-Oeste de la ciudad, a unos 40 kilómetros, 4 kms es la distancia de la entrada y desde allí la vista es sencillamente extraordinario, emocionante. Unas fotos de rigor,  pero antes, a nuestro amigo Vito se le ocurre calatearse, desnudarse, quedarse en bolas... ¡Caray Vito!...¡Tú no pierdes la costumbre!... Es que nuestro amigo, para los que lo conocemos, eso ya es de norma, cada vez que llegamos a algún sitio de esta naturaleza, por lo que no nos extraña, pero para los nuevos pudo haber sido raro. Es que así se renuevan sus karmas y chakras de nuestro amigo Vitocho. Una vez que se quedó como vino al mudo, las bromas en medio de risas empezaron a dispararse, estaba al lado de los dos cactus, por lo que le dijimos: ¡Dale un abrazo al cactus!....¡Menea al cactus!....¡Ahora siéntate en el cactus!.... Entre otros. Una vez que hubo terminado la presencia nuestra allí por primera vez, empezamos a bajar, en eso llega un muchacho cuando ya todos iban bajando, ya no tuvo tiempo de apreciar esa maravilla, pero llegó para estar allí y eso es lo que cuenta. El descenso fue algo dificil,hasta que llegamos a la base en donde Roberto parchaba la cámara de su llanta, algunos se regresaron rápidamente. Un detalle, allí donde estaba esa laguna seca, a los alrededores había construcciones rústicas con  las piedras volcánicas, eran como corrales redondas que han sido hechas hace tal vez cientos de años, están semi enterrados por la arena.  El regreso fue pesado, todos sentíamos los estragos del calor de ese semi desierto, el hambre, la sed, el cansancio, solo había el deseo de llegar a casita como de lugar. Todos desaparecieron de la escena, solo nos quedamos Yo, Alfredo, Roberto y  Jair venía atrás caminando, lo haría hasta llegar al desvío. Tuve que quedarme con él, en partes le ayudaba con la bici, el muchacho estaba exhausto y asi llegamos al desvío hacia Yura, en donde Roberto tenía problemas con su neumático de su bicicleta. A Jair le decimos que se vaya adelantando, porque todo era bajada hasta el río y de allí una subida hasta llegar al balneario de Yura, no sin antes nos prestamos su bombona. Roberto seguía teniendo problemas con la llanta de su bici, llegamos al río, allí reparamos el problema, pero no encontramos la causa del bajón de aire de su llanta por mas que comprobamos en agua. Asi llegamos al baneario de Yura, en donde Alfredo, Roberto y Jair deciden embarcarse en combi hasta arequipa, en tanto yo voy al encuentro de los de mas que deben estar remojando la garganta con el néctar de los dioses. Ya estuvieron a punto de partir del lugar, por lo que me acoplo al grupo que quedaba y juntos llegamos a la población. 
          Eso es todo, mas o menos fue así esta ruta que nos estuvo aguardando por largo tiempo, seguirá aguardando a los mountains que quieran animarse a llegar a este pequeño, extinto volcán que por alguna razón hizo erupción antes de tiempo y este volcán se llama Nicholson.

   Saludos.
                   Felix.